Ya se publicó la regulación secundaria de la Ley Fintech

Ya se publicó la regulación secundaria de la Ley Fintech

El pasado 10 de septiembre se publicó en el Diario Oficial de la Federación (DOF) la regulación secundaria de la Ley Fintech, es decir, para las llamadas instituciones de tecnología financiera. Con esto, las plataformas que ofrecen servicios financieros como crowdfunding, criptomonedas, pagos electrónicos y modelos novedosos, deberán ajustar su operación para cumplir con la normatividad y ser reconocidas como una institución de tecnología financiera por las autoridades.

Ya te habíamos platicado que en marzo se aprobó la Ley Fintech por las diferentes cámaras de gobierno pero quedaba pendiente la regulación secundaria, que es el documento que establece las normas y da pauta para que las empresas del sector de tecnología financiera ofrezcan productos y servicios bajo “todas las de la ley”.

Esto ayudará al sector y a los usuarios pues al no haber una ley que los regulara, podían existir empresas que no tuvieran un manejo transparente de los recursos y el dinero de los consumidores estaba muy expuesto a fraudes, sin que ninguna autoridad financiera pudiera defenderlos en caso de algún inconveniente. Otros problemas frecuentes eran la difusión de información inexacta (a veces exageraban en su publicidad o no exponían claramente los riesgos de invertir con ellos.

Ahora, autoridades como la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), Secretaría de Hacienda (SHCP) y el Banco de México (Banxico, entre otros, serán quienes supervisen este tipo de empresas y ante cualquier irregularidad será posible acudir a Condusef, en lugar de que la única instancia sean los tribunales.

¿De qué se trata la regulación secundaria?

En la regulación secundaria de la Ley Fintech se estableció:

  • Qué organismos participarán de la supervisión de las instituciones de tecnología financiera.
  • Los requisitos y el proceso para recibir una autorización para operar, por ejemplo el capital mínimo que deben tener, cómo debe estar constituida la empresa.
  • La supervisión de sus operaciones.
  • Estructura de gobierno corporativo que deben tener las organizaciones (ejemplo: quién puede y quién no puede estar en su consejo de administración).
  • La obligación de que las empresas mantengan separados sus propios recursos de los de sus clientes.
  • La operación que deberán seguir las empresas de financiamiento colectivo.
  • La operación de las instituciones de fondos de pago electrónico.
  • Los activos virtuales como criptomonedas y wallets.
  • Las multas y sanciones a las que pueden hacerse acreedoras.
  • Las leyendas que deben aparecer en sus páginas de internet.

¿Cuándo sabremos qué empresas fintech estarán reguladas?

Las empresas fintech que ya estén operando deberán presentar su solicitud de autorización ante las autoridades financieras del país en un plazo de 12 meses, contando a partir del 10 de septiembre de 2018.

Las autoridades tienen hasta 90 días para darle respuesta. La Comisión Nacional Bancaria y de Valores deberá publicar en el Diario Oficial de la Federación las autorizaciones que otorgue conforme a la Ley.

Considerando estos plazos, por ahí de diciembre de 2019 como máximo se empezarían a conocer las fintechs autorizadas y reguladas. Seguramente, como pasa con las instituciones financieras tradicionales como bancos o casas de Bolsa, habrá algún padrón donde puedas consultar si esa fintech que anda ofreciendo productos o servicio que te interesan está regulada.

Riesgos que no elimina la regulación de las fintech

Como platicamos arriba, que las empresas de fintech estén reguladas implica que tengan que cumplir reglas, ser transparentes y reducir el riesgo de que apliquen el “nadie sabe, nadie supo” con nuestro dinero, pero algo muy importante es que eso no garantiza que no vayas a perder dinero por otras causas como los riesgos del mercado, por ejemplo, si compras criptomonedas y bajan cañón como este año, si no pagan los deudores de préstamos colectivos o si truena la empresa a la que le invertiste en crowdfunding.

De hecho, en esta regulación secundaria hay un artículo que especifica que “Ni el Gobierno Federal ni las entidades de la administración pública paraestatal podrán responsabilizarse o garantizar los recursos de los Clientes que sean utilizados en las Operaciones que celebren con las ITF o frente a otros, así como tampoco asumir alguna responsabilidad por las obligaciones contraídas por las ITF o por algún Cliente frente a otro, en virtud de las Operaciones que celebren”.

Y también el artículo 20 establece que “Las instituciones de financiamiento colectivo tendrán prohibido asegurar retornos o rendimientos sobre la inversión realizada o garantizar el resultado o éxito de las inversiones”.

¿Y entonces Bitcoin será moneda de curso legal en México?

Noup. Las criptomonedas se consideran en esta regulación “activos virtuales”, se podrán hacer pagos y ya se van a poder comercializar diversos productos financieros basados en ellas, pero no es moneda de curso legal en México (la única moneda oficial o de curso legal sigue siendo el peso mexicano).

Las empresas que hagan compra-venta de criptomonedas tendrán que poner leyendas para que los clientes conozcan los riesgos asociadas a las mismas. Lo mínimo que deberán informar es que:

  1. El activo virtual no es moneda de curso legal y no está respaldado por el Gobierno Federal, ni por el Banco de México;
  2. La imposibilidad de revertir las operaciones una vez ejecutadas, en su caso;

III.     La volatilidad del valor del activo virtual, y

  1. Los riesgos tecnológicos, cibernéticos y de fraude inherentes a los activos virtuales.

Un dato importante es que la regulación secundaria de la Ley Fintech atribuye a Banco de México definir las criptomonedas “autorizadas” para la compra venta en las plataformas de activos virtuales. Estaremos pendientes a ese listado.

Mientras tanto checa estos consejos antes de invertir en criptomonetas como los bitcoins:

¿Qué dicen las Fintech sobre la regulación secundaria?

Platicando con algunas de las personas que hoy tienen una Fintech lo que nos comentaron es que con la regulación van a subir los costos para tener una empresa de este tipo, porque es costoso el proceso de autorización, hacer reportes y diversas acciones.

Pero lo positivo que le ven a esta regulación es que habrá más certeza jurídica y eso podrá atraer más clientes, inversión y les facilitará las alianzas o contratación de servicios. Hoy por no ser reguladas muchos de sus productos estaban detenidos.

Como todo, las empresas del sector consideran que la Ley es perfectible, y esperan que es vaya ajustándose conforme empiecen a operar.

Si estas pensando en invertir en el sector fintech o sólo eres curioso y quieres leerte toda la regulación secundaria, puedes entrar al Diario Oficial de la Federación, allí está toda la información.

Otros post que te pueden interesar

5 consejos para invertir en bitcoins

Una criptomoneda para invertir en dólares TrueUSD

La cotización de criptomonedas ahora en pesos mexicanos

Conoce el proceso para poner a la venta por primera vez nuevas criptomonedas

¿Vale la pena invertir en préstamos P2P?

Cómo hacer una campaña de crowdfunding exitosa

¿Cómo funciona la Ley Fintech?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *