Cómo quitarle lo imposible a tus metas

Cómo quitarle lo imposible a tus metas

Por @julsmr

Aldo siempre había querido ir a Los Ángeles pero tenía la idea de que era algo que estaba fuera de sus posibilidades. Tú, como él, seguramente has dicho “me gustaría ir a ________ (pon ese lugar que siempre has querido conocer”, pero no te has animado a tan siquiera pensarlo porque crees que es imposible.

Si es así, te invito a que sigas estos pasos. Al final verás que “imposible” ya no estará en tu lista de palabras frecuentes.

 Paso 1. Quítate lo gastalón

Primero te voy a contar un poco de cómo era Aldo antes de se diera cuenta de que para cumplir sus metas el primer paso es: quitarse lo gastalón… aunque sea un poco.

Él era la versión de “mi amiga la de las bolsas” pero en vez de bolsas compraba ropa, libros, tenis y todo lo que se le atravesara, tuviera o no etiqueta de descuento. Además, sus gastos hormiga estaban super descontrolados al nivel que ya no eran gastos hormiga sino ¡¡¡gastos elefante!!! (¿Te suena?)

Como podrás imaginarte su estado de cuenta estaba en números rojos, y otra de las consecuencias visibles era que estaba subiendo de peso por ser el cliente frecuente la tienda más cercana y restaurantes.

Eso nos lleva al paso 2.

Paso 2. Búscate un aliado

Un día una de las amigas de Aldo le escribió para contarle que quería ir a Los Ángeles a ver a una banda. Le dijo más o menos el presupuesto contando boleto de avión y concierto, hospedaje y comidas; su sorpresa fue que un viaje de 5 días iba a costar lo que él gastaba en un mes.

En ese momento recordó que por las fechas que le dijo su amiga iba a estar también una de sus artistas favoritas. Eso lo emocionó muchísimo.

Así que lo segundo que debes hacer es buscar a un amigo, familiar o susodich@; quien tú quieras. Pero IMPORTANTE: debe ser alguien que no sea gastalón como tú.

Paso 3. Sí o sí debes recortar algunos gastos

Obviamente por visualizarse se empieza, pero lo imposible no se quita por arte de magia.

Después de que Aldo se emocionó mucho por la idea de ver a una de sus artistas favoritas, le dijo a su amiga que él también iba a Los Ángeles. Fijaron las fechas y el trato estaba hecho.

Se dio cuenta que si lo quería logar tenía que hacer unos “pequeños cambios en sus finanzas”, así que se puso revisar toooodo lo que compraba y llegó a la esperada conclusión que necesitaba eliminar algunos (muuuuchos) gastos como: ir a la tiendita por galletas, dejar de ir a los restaurantes tan seguido, no usar aplicaciones de trasporte, no visitar los centros comerciales por un tiempo, y en general dejar de comprar lo que no necesitaba.

Además decidió que iba organizar sus gastos y comprar en el súper lo de la semana para así evitar tentaciones.

Paso 4. Busca herramientas extras que te ayuden a cumplir tu meta

Recortar gastos te puede ayudar, pero a veces esto no te van a permitir ahorrar lo que necesitas para cumplir tu sueño. Necestias buscar otras herramientas.

A la par de que Aldo se iba organizando, decidió buscar un ingreso extra y eso distinarlo para los viáticos. Asimismo empezó junto con su amiga con la planeación y:

  • Buscaron opciones de vuelo en Kayak o en Skyscanner.
  • Preguntaron por experiencias a amigos y gente local: cómo moverse (Metro o coche), qué zonas visitar y cuáles no, la comida y lugares imprescindibles.
  • Pidieron ayuda. En este caso, ellos conocían a una persona que vive allá y se ahorraron el hospedaje. Tú también puedes buscar a gente que te ayude, no importa cómo, pero eso siempre te anima y acerca a tu meta.

Paso 5. Sigue…

No es imposible siempre y cuando estés dispuesto a hacerlo

Aldo logró irse con su amiga a Los Ángeles, aquí la foto:

Después de ese viaje se fijó otra meta: irse a estudiar un diplomado a Madrid por 3 semanas. Lo hizo, pero eso se los contaremos en otro post…

Y tú, ¿te vas a animar a quitarle lo imposible a tus metas? ¡Cuéntanos!

OTROS POST QUE TE PUEDEN AYUDAR A QUITARLE LO IMPOSIBLE A TUS METAS

Agiliza tu meta con una lista de tareas

Si tu meta es Europa, puedes inspirarte en la historia de Lore

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *