Verdaderamente rico o sólo gastalón

¿Cuál es tu definición de rico? ¿Una persona que gana mucho dinero y puede gastar fuertes cantidades en ropa, viajes, comidas, golf etc…? Es muy chistoso, pero ese millonario que todos tenemos en la cabeza no es necesariamente el mismo que el de los “gurús” de finanzas personales.

Esta semana sucumbí al estante de los bestsellers (Padre rico, Padre pobre, El Arte de hacer dinero… y todo el numerito) y me hizo mucha gracia ver cómo su idea de riqueza es diferente y creo que hasta mejor, que la de la mayoría de nosotros.

Ellos engloban la riqueza en dos palabras: libertad financiera. No en acumulación, ni en gasto, sino en la capacidad de poder hacer con tu vida lo que quieras y tomar las decisiones que realmente desees sin que dependan del dinero o te detengas por tus deudas.

Para Robert Kyosaki llegas a ser rico cuando verdaderamente no requieres trabajar para vivir, sino que lograste administrar e invertir tu dinero de tal manera que los bienes, negocios e inversiones que obtuviste en el camino te aportan lo suficiente para que no requieras el ingreso de un empleo asalariado. Lo resume en que “tu dinero trabaje por ti” e incluso afirma que si recibiéramos educación financiera desde niños muy posiblemente nos podríamos retirar a los 30 años (pero para seguir administrando nuestra riqueza). Suena bien, ¿no?

De hecho, según Borghino, si no aprendes nunca a manejar el dinero jamás serás rico por más que tu salario mensual sea más alto que el de un diputado, porque los seres humanos tenemos la tendencia de aumentar nuestros gastos conforme crecen nuestros ingresos, entonces lo único que logras es ser esclavo de tu trabajo porque siempre vas a requerir ingresos mayores, y aceptémoslo el día tiene 24 horas y hay un límite a la productividad, por más workoholic que seas.

Bueno, si, que bien suena que bonito pero ¡Qué abstracto! ¿no? La verdad no tanto.

Ellos recomiendan cuatro cosas:
1.- Quitarte la telaraña que para hacer dinero se necesita mucho dinero. Hay varias inversiones o incluso pequeños negocios con los que puedes empezar a crecer tu lana sin tener millones (ni miles), el chiste es estar alerta y olvidar los prejuicios. El dinero no llama a más dinero, sino la habilidad financiera.

2.-Convertir lo que ahorres en activos, es decir cosas que te produzcan dinero sin necesidad de que trabajes. ¿Como qué? Puede ser comprar un bien inmueble para rentar, un fondo de inversión, poner algún negocio que no demande tu presencia como maquinitas de dulces, un seguro dotal o comprar cosas que con el tiempo se revalúen para en un mediano o corto plazo las vendas a un precio mayor. En este último ejemplo conocí a un señor que compraba plumas fuente de colección en internet a gente que le urgía venderlas, él las arreglaba y después las vendía en el doble o triple a verdaderos conocedores. Ojo: Borghino dice que no todos nos tenemos convertir en micro o macro empresarios, pero que sí deberíamos ser todos inversionistas, con o sin otra actividad profesional adicional.

3.- Obtener sólo deudas productivas. No te endeudes para comprar una pantalla plana gigante que a crédito te va a salir 20 o 30% más cara (y si te atrasas con la tarjeta olvídate) que no crece en valor y la vas a acabar cmabaindo en 3 años, espérate y págala en cash. Pero si hay un terreno que puedes comprar para hacer un estacionamiento que te produzca, ve corriendo al banco y con SU dinero asegúrate una renta para ti.

4.- Que le dediques tiempo a tu dinero: busca información y formas de obtener educación financiera, para que siempre puedas encontar buenas oportunidades y sacarle el mejor provecho a tu dinero.

Después de algunos años, los que siguieran estos consejos podrían ser más ricos que sus jefes actuales y archirequetemillonarios comparados con sus amigos faroles de hoy.

A todos nos encanta gastar y el chiste no es vivir para siempre en la austeridad, sino encontrar la manera de que nuestro dinero se vuelva tan listo y productivo que podamos gastar y también estar menos sujetos a nuestro sueldo.

Tal vez demande que ahorres más hoy y “estudies” más que tus cuates, pero es un precio realmente bajo si piensas que es lo que pagas por comprar tu libertad, como diría Stransky, el presidente del DF del IMEF.

Pueden estar de acuerdo o no con estos tipines, pero el chiste es echarse un clavado en el tema del dinero y ver qué es lo que más les funciona y les parece más lógico y coherente.

Encontre una página muy simpática de resúmenes de libros y tienen una sección financiera así que si quieren echar un vistazo rápido la dirección es: http://www.resumido.com/es/libro.php/279

Que encuentren a su millonario interior esta semana y los que tengan buenas ideas o experiencias de hacer trabajar a su dinero sin mover un dedo no sean gachos, compartan. Oink$$$$$$$!!!

No te vayas a la quiebra. Sígueme

Add to Technorati Favorites

5 comentarios en “Verdaderamente rico o sólo gastalón

  1. Yo haría lo que fuera por encontrar a esa millonaria interna mia lo más pronto posible!, pero la verdad es que debo primero de encontrar la manera de que la paupérrima cantidad de dinero que me queda en el banco al final del mes, se vuelva inteligente como dices!!
    Si se me ocurre algo pronto, te platico! jejeje
    Espero que estes muy bien!!
    Muchos besos!

  2. La primera vez que oí esas ideas dije lo mismo: ajà si, pero ¿cómo? porque nadie nos enseña y además siempre nuestras finanzas están desordenadas, pero en el libro hay muchos ejemplos de cómo hacer dinero productivo como un chavito que compró maquinitas de dulces y le pidió permiso a un señor de una tienda de golf para ponerlas en su entrada. Y si no hay lana para comprar las maquinitas ya hay muchas microfinancieras tipo Compartamos que te pueden prestar con pocos requisitos. Su pàgina es http://www.compartamos.com/wps/portal

    No se pierde nada con echarle una pensada y ver qué herramientas hay disponibles para hacerlo.

  3. Bueno para comenzar he de hablar desde mi punto de vista y es que yo comencé a aprender sobre finanzas y educación financiera gracias a Padre Rico, Padre Pobre. Entre mi camino también he leído al Pequeño Cerdo Capitalista en donde por un lado cuando hablo de este tipo de cosas en verdad es tan amplio que a veces cuesta trabajo explicarlo, es más algo de lo que Robert maneja es el concepto de que Los pobres y la clase media trabaja por dinero, los ricos hacen que el dinero trabaje para ustedes.

    Como planteas para hacer eso es necesario comenzar a librarse de muchas telarañas mentales que traemos desde nuestra infancia.

    Aunque es amplio este tema un tip que me ha resultado es que busques gente que necesite algo y si conoces a alguien que tenga ese algo comunícalos, que se conozcan y al final te ganas una comisión. Ese es un ejemplo de que hacer dinero sin dinero si se puede el punto es buscarle.

Los comentarios están cerrados.