Pequeño Cerdo Capitalista

Cómo dejar de ser Godínez y convertirte en emprendedor

Tienes un trabajo de 9 de la mañana a 7 de la tarde, llevas un buena relación con tu jefe y compañeros; te gusta lo que haces pero llevas mucho tiempo con cosquillita de poner un negocio o desarrolla una idea. ¿Te suena algo familiar esta historia?

Claudia de Heredia co-fundadora de Kichink, la tienda de comercio electrónico más importante de México, nos contó cómo dejó de ser Godínez y se convirtió en emprendedora. Su experiencia te puede inspirar para que por fin logres dar ese paso y también hagas eso que tanto te gusta y siempre has querido hacer:

Si bien dejar de ser Godínez y convertirte en emprendedor no se hace de la noche a la mañana, si sientes mucha convicción por esa idea que traes, este es el  momento de que empieces a trabajar por ella. Y, como viste en los consejos de Claudia, no es que a fin de mes vayas a renunciar a tu chamba, sino que empieces a:

Yo sé que el amor a la quincena es duro y el miedo al fracaso más, pero sino lo intentas ¿te vas a quedar con las ganas?